Las infecciones en vías urinarias representan uno de los padecimientos más comunes en materia de salud pública en México.  En los últimos años se registran un promedio de 700 a 800 mil casos en nuestro país; cifras a considerar, debido a que esta problemática ocupa el lugar número 3, en la lista de las principales causas de muerte por motivos de salud.

 

Ante este panorama, resulta vital tomar acciones preventivas para disminuir dichas incidencias, que llegan a afectar tanto a hombres como a mujeres de todas las edades, siendo ellas, quienes padecen más las infecciones urinarias.

 

Para ello es recomendable:

 

-Tomar agua.- Debemos hacerlo en cantidades y frecuencia moderadas. No existe una regla general de cuánta cantidad de agua necesitamos tomar, pero se calcula que beber hasta 2 litros de agua al día (de 5 a 8 vasos), es un promedio aceptable. Con ello evitarás casos de diuresis y acumulación de bacterias en vías urinarias.

 

-Higiene.- Además mantener limpios tus genitales a través del baño diario, considera limpiarlos siempre de adelante hacia atrás, evitando arrastrar bacterias de provenientes de la uretra y recto.

 

-Orinar frecuentemente.- A menos que sea muy necesario, nunca te aguantes las ganas de ir a orinar, ya que esto origina la acumulación de gérmenes en las vías urinarias, infectándolas con el tiempo.

 

-Consume vitamina C.- La ingesta cotidiana de alimentos como papaya, naranja, guayaba o arándanos, entre otros comestibles ricos en vitamina C, ayudan a mantener adecuadamente los niveles de pH ácido en tu orina, lo que permite que las bacterias alojadas en las vías urinarias fluyan hasta su evacuación.

 

-Evita alimentos irritantes.- No necesariamente implica que los debes eliminar de tu dieta diaria, pero en intenta moderar el consumo de picante, cafeína, chocolate o refrescos de cola, los cuales son causantes de infecciones e irritación en la vejiga.

 

-Cuidados con la ropa.- Aunque no lo creas, usar ropa interior o incluso, shorts o pantalones muy ajustados, puede llegar a causar infecciones micóticas, debido a que la piel de tus genitales no tiene la suficiente ventilación.  De igual manera, cuando vayas a la playa o te metas a la alberca, no permanezcas mucho tiempo con el traje de baño puesto; aséate y cámbiate lo más pronto posible, para evitar que la humedad y las bacterias del agua se alojen en tus genitales.

 

Conocer más sobre las infecciones urinarias y cómo prevenirlas es tarea de todos. Consulta a un especialista, como lo es el médico urólogo certificado, Dr. Adán Valenzuela Arenivar. Te atenderá con la calidez y profesionalismo que le distinguen en el campo de la urología.